Disfunción Sexual, Posibles Causas Reviewed by Momizat on . Es la dificultad o impedimento que no le permite a la persona que la padece, o le dificulta al menos disfrutar de su vivencia sexual, y que también como efecto Es la dificultad o impedimento que no le permite a la persona que la padece, o le dificulta al menos disfrutar de su vivencia sexual, y que también como efecto Rating: 0
Estas en: Home » Articulos » Disfunción Sexual, Posibles Causas

Disfunción Sexual, Posibles Causas

disfuncion-sexualEs la dificultad o impedimento que no le permite a la persona que la padece, o le dificulta al menos disfrutar de su vivencia sexual, y que también como efecto impide a la pareja éste disfrute.

Las disfunciones sexuales pueden afectar al acto sexual en sí, o también lo previo al mismo, que es el deseo, la posibilidad de excitación, y el final de lo esperable a la finalización del acto sexual que es el orgasmo.

En el hombre la más común de todas las disfunciones sexuales es la Eyaculación Precoz, y en la mujer LA Anorgasmia.

El comienzo de la misma no tiene que ver con etapas de la vida, sino que puede ocurrir en cualquier momento de la existencia de la persona.

Eso sí, es muy alto el porcentaje en que inciden vivencias que han afectado la vida sexual de la persona, sobre todo éste se puede observar en la mujer, la cual es muy sensible desde lo emocional, cuando han existido vivencias traumatizantes, o una educación muy rigurosa, o inhibitoria, o represiva, que pueda manifestar en lo sexual su apertura al mismo, desde el disfrute y el goce.
En éste sentido como la educación en el hombre es más permisiva, y además sus órganos sexuales al estar expuestos a los estímulos de un modo más directo, es para éste orgánicamente, y emocionalmente su respuesta más abierta a la vivencia del disfrute sexual.

Por ello es que una disfunción sexual puede acompañar a la persona desde el comienzo mismo de su actividad sexual, y también irse haciéndose más crónica con el avance de la vida y la no resolución de la misma.

Aquí me voy a ocupar estrictamente de las causas psicológicas o emocionales, ya que si bien pueden ser en casos éstas orgánicas (enfermedades varias, efectos de psicofármacos, medicamentos para distintas enfermedades, órganos que no funcionan bien, etc.); si bien puedo mencionarlas, de lo que me ocuparé es de lo emocional-psíquico como causa y como determinante de ésta disfunción, como así también del pronóstico y tratamiento posible para que la persona pueda superar ésta disfunción y vivir una vida plena.

Desde lo Emocional Qué Puede Afectar a la Persona y Cómo Resolverlo
Anteriormente mencioné lo subjetivo en cuanto a causa o determinante de la disfunción, ya que lo emocional afecta y mucho; por ejemplo si entre los miembros de la pareja hay dificultades, problemas, conflictos, infidelidad, todo esto va a incidir en que la persona, tanto el hombre como la mujer sientan a la hora de compartir y experimentar la sexualidad, que no sienten, o no pueden llegar al orgasmo, o que su deseo es menor o directamente no está, como así también la frecuencia es cada vez más escasa, etc.

A veces es una enfermedad tal como la depresión, lo que lleva a la persona a no tener “ganas” (deseo) de compartir la experiencia; a veces una infidelidad incide en que la persona tenga “bronca” “dolor” “tristeza” “desconfianza”, etc., y a la hora de vivenciar el deseo, éste no se manifiesta, sino todo lo contrario, hay un malestar psíquico. emocional que impide “liberarse” para el gozo sexual; siente que “no siente” y esto es percibido por su partenaire sexual con frustración, dolor y también malestar.

A veces son situaciones de frustración de logros personales los que inciden en la falta de deseo, y por ende luego en la consecución de la plena vivencia sexual.

A veces es el estrés, las exigencias, la dificultad económica, los vaivenes en lo económico, la inseguridad a la hora de la estabilidad laboral, como así también el temor al embarazo; todo lo anterior incide a la hora de una vivencia compartida gozada y disfrutada. CUANDO ÈSTA SE PROLONGA EN EL TIEMPO, CUANDO SE REITERA, PODEMOS HABLAR DE UNA DISFUNCIÒN SEXUAL: falta de deseo sexual, eyaculación precoz, anorgasmia, vaginismo, etc., que tanto el hombre como la mujer pueden sufrir, y que repercute a la pareja y no sólo en lo sexual, sino en todo en la vida de la p persona, en su carácter, en su estado de ánimo, en su temperamento, pudiendo la persona estar agresiva, a la defensiva, triste, callada, o verborragica, sin deseos de compartir el lecho, sin la búsqueda de la experiencia sexual, que ambos miembros puede que recuerden como satisfactoria en otro momento de la vida de ambos.

Disfunciones Sexuales
Falta de deseo sexual o también anafrodisia
Se PUEDE producir por una causa orgánica que es la baja existencia de la hormona femenina (estrógeno), pero también en el hombre por la baja producción de la hormona masculina (testosterona).

También por el estrés, o por estar atravesando una etapa de crisis, por estar padeciendo de depresión o tener algunos síntomas que aparentan depresión, tales como angustia, pena, tristeza por alguna pérdida por ejemplo, o por algún cambio tal como perder el trabajo; o por sufrir la ausencia de los hijos cuando éstos dejan el “nido”. También el padecer de ansiedad patológica incide negativamente.

La persona aquí no siente deseos de disfrutar del sexo con su pareja, no tiene “ganas”, siente que lo que le ocurre, aquello que ocupa su pensamiento, su emoción, su tiempo no es precisamente la “necesidad” de experimentar la vivencia sexual, el acto sexual, de “hacer el amor”; aunque se reconoce como distinto/a en esto ya que puede rememorar momentos en que sí su sexualidad era vivida en forma intensa, o no tanto, pero sí deseada y “necesitada” en su vida.

A veces lo que ocurre es que la persona tiene una sobre exigencia en su actividad, en su vida, y puede estar atravesando además una disminución en sus fuerzas, o también como efecto secundario de alguna droga que le es administrada por causas orgánicas, aunque también relacionadas con la psiquis, tales como los psicofármacos.

Suele ocurrir también durante el embarazo, que tanto el hombre como la mujer sienten que deben “cuidar” a ese niño que está por venir y toman como recaudos la no vivencia sexual, ya que creen que así es mejor, esto suele ser consciente y en otras ocasiones manifestarse sólo con la falta de deseo de uno o ambos miembros.

Dificultad en la Posibilidad de Exitación Sexual: “impotencia” o “falta de erección” en el hombre (disfunción eréctil) “frigidez” en la mujer.
Tanto en el hombre como en la mujer el sufrir de ésta disfunción le trae como consecuencia además de no poder disfrutar plenamente del sexo, un malestar emocional, que incide en su temperamento, en su autoestima, en su autovalor, de modo que le afecta en lo psíquico, al punto tal que lo sufre, y es consecuencia en no pocos casos que se manifieste esa falta de deseo, como rechazo a la invitación sexual de su pareja, ya que la mujer al no disfrutar, acepta la experiencia “para que no crea que lo rechazo, o que no lo amo, o que no cumplió…”

En el hombre ésta dificultad de lograr una buena erección siempre lo afecta en lo emocional, psíquico, carácter, baja autoestima, incluso depresión. En el caso del hombre, es posible con el tratamiento médico lograr un cambio que le lleve a lograr erecciones plenas, ya que desde lo orgánico, con medicamentos se puede resolver.

Cuando la mujer no siente deseos, tampoco siente excitación, y esto incide directamente en la falta de la adecuada lubricación vaginal que hace más satisfactorio el coito.

Cómo Afecta la Disfunción Sexual a la Persona?
Siempre la disfunción sexual va a afectar a la persona, y a la pareja.

Tanto si es la mujer que no siente deseos, o que los siente y no puede “llegar” al orgasmo, o si es el hombre el que no tiene deseos, o no tiene una adecuada erección, o tampoco tiene deseos frecuentes de tener relación sexual, etc., le va a afectar en lo sexual y en toda la vida de la persona y de la pareja.

Siempre es posible la mejora, la superación de ésta disfunción. Las personas tanto el hombre como la mujer viven la disfunción sexual sufriendo por ella.

En el hombre es más difícil ocultar la falta de deseo, orgasmo, erección, etc. Ya que su órgano sexual es exterior y es evidente cuando no termina (orgasmo), cuando no se excita, cuando no siente deseos; a la mujer le es más fácil “ocultar” esto, y suele “engañar” a su pareja “para no hacerle sentir mal” porque su genitalidad se lo permite, tal es así que hay siempre muchas mujeres que viven años junto a su pareja y nunca han podido disfrutar de un orgasmo, hecho frustrante tanto porque no lo dice, porque sabe en éste punto que a ese hombre no le va a “hacer feliz” descubrir que su mujer “finge” la plenitud sexual, pero que realmente no termina, no disfruta todo lo que debiera, y lo más trágico todavía es que a ésta acumulación de energía que debiera necesariamente descargarse, no lo está pudiendo hacer, y lo manifiesta con ira, agresión, falta de alegría, infelicidad y todo lo que se te ocurra que vivencia en la vida ésta mujer, todo tendrá un manto de cobertura que es el que le lleva a fingir, a mentir, a no decir la verdad, en detrimento suyo y de su pareja; lo aconsejables es que hable, que comunique, a su pareja para que ésta le apoye.

Como así también el hombre debe abrir su corazón y su mente en primer lugar a su pareja, y luego juntos buscar a un especialista de los que los hay y muchos , para que así en la solución de la disfunción, juntos comiencen a vivir una sexualidad plena, compartida, disfrutada por ambos miembros de la pareja, y así poder brindarse a la vida habiendo superado ésta dificultad, ésta disfunción que nadie tiene la “responsabilidad” de padecer, pero que se presentó a la vida de uno o ambos miembros de la pareja, y les hace sufrir a los dos.

Es posible superar la disfunción sexual? sí. Para ello ponerse en manos de un especialista en el que se confíe para que éste le ayude a dejar de padecerla, y avanzar así en la vida en todos los planos.

Lic. Cristina Heinzmann
Psicóloga – Psicoterapeuta – Hipnólogo Clínico
DIRECTORA Centro Psicológico Compartir
CREADORA MétodoHeinzmann de HIPNOSIS Terapéutica (clínica)

Scroll to top
aluscreativos.com.ar